Conducir con bultos en los neumáticos ¿Es seguro?

¿Qué pasa si conduces con un neumático abultado? ¿Es seguro? Sería mucho más peligroso de lo que parece. Pero, ¿se puede arreglar? ¡Averigüémoslo!

Conducir con bultos en los neumáticos
Abultamiento del neumático

Hay muchos problemas, como grietas o daños irregulares que siempre encontramos. Otro problema como un abultamiento en el flanco de un neumático es también una gran preocupación. Conducir con un neumático abultado nunca ha sido bueno.

Debemos solucionarlo sin demora. Si no, el neumático abultado podría sufrir explosiones que podrían desencadenar la pérdida de su control del coche. Antes de pensar en cómo solucionar el problema, es esencial conocer las causas de una burbuja de neumático.

Causas de los bultos en los neumáticos

conducir con un abultamiento en los neumáticos
Los baches destrozan fácilmente tus vehículos

El abultamiento de un neumático suele aparecer en uno de sus lados. Por ello, debes comprobar los flancos interior y exterior para que sean los mejores en la superficie. ¿Por qué hay una burbuja en el neumático? Se debe a los daños por impacto. Si es así, ¿cuántos tipos de impacto hay? Aquí tienes algunos de los motivos más populares:

  • Cruces de ferrocarril o tren
  • Accidentes de tráfico
  • Errores de fabricación
  • Bordillo durante el estacionamiento
  • Baches
  • Calles dañadas
  • Escombros de árboles y casas rotas
  • Topes de velocidad
  • Zonas de construcción

¿Cómo es el proceso?

Cuando tu neumático choca con cualquier elemento puntiagudo en la calle, esto puede comprimir el neumático y que el flanco se pellizque.

Esto crea un pequeño agujero en la capa del neumático. Este hueco se produce entre las capas del flanco y aparece una pequeña protuberancia. Cuanto más aire y humedad empiecen a filtrarse, mayor será el abultamiento.

¿Cómo reconocer un abultamiento de neumático?

Amortiguadores dañados debido a neumático con bultos
Los amortiguadores del coche se dañan debido a un abultamiento del neumático

Hay una cantidad particular de vibraciones que experimentas mientras conduces. Ocurre cuando conduces por calles mal pavimentadas. Pero cuando eres un experto, no es un gran problema darse cuenta de este tipo de vibración que indica que algo va mal.

Además, puedes conocer muchas razones que causan vibraciones. Es cuando tus neumáticos se desequilibran, o tus amortiguadores van mal. Pero la vibración puede ser consecuencia de una burbuja en el neumático.

Otra forma de reconocer una protuberancia es encontrar surcos o cortes visibles a los ojos. Si aparecen, hay más posibilidades de que haya un abultamiento de neumático.

¿Es seguro conducir con un neumático abultado?

En cuanto descubras una burbuja en un neumático, probablemente te preguntes si es seguro conducir con ellos o no. Sin duda, los profesionales no lo recomiendan en absoluto. Si conduces a baja velocidad, no surgirán problemas. Sin embargo, si lo haces a alta velocidad, aparecen resultados no deseados.

Aparte del peligro, conducir con burbujas en los neumáticos provoca el desgaste de los rodamientos de las ruedas. Y lo que es peor, provoca daños importantes en los amortiguadores del coche. Al aumentar el impacto, el neumático revienta.

Los reventones causan más de 78.000 choques al año, lo que provoca más muertes. Puedes prevenir muchos de estos accidentes para mejorar tu seguridad.

Aunque es imposible esquivar los impactos, puedes evitar que se forme el reventón de los neumáticos. Por ejemplo, examina los neumáticos periódicamente y seguro que sabes en qué debes fijarte. Además de calcular la profundidad de la banda de rodadura, busca cualquier anomalía en la goma.

Cómo prevenir el abultamiento de los neumáticos

Se recomienda inspeccionar todos los neumáticos y prestar más atención a los pequeños cambios en la estructura. Hazte con un manómetro para comprobar las presiones del neumático, y comprueba si hay algún abultamiento en los flancos.

Además, intenta cambiar la posición del neumático en el coche a intervalos para que el desgaste sea uniforme. En otras palabras, simplemente gira esas posiciones. O bien hay que girar las ruedas del eje motriz al eje no motriz.

En caso de que te encuentres en una circunstancia en la que por casualidad golpees sobre un objeto en la carretera, hazlo lentamente. Después, inspecciona los neumáticos en busca de daños exteriores como grietas o burbujas. Sobre todo, intenta evitar conducir de forma agresiva en calles sin asfaltar.

¿Qué hacer si tienes burbujas en los neumáticos?

Por desgracia, si no puedes tomar más medidas cuando se trata de burbujas. En lugar de preocuparte tanto, lleva tu vehículo a la tienda al instante. Una vez detectada la protuberancia, la verás como una señal de un problema que debe abordarse lo antes posible.

Ten en cuenta que el abultamiento no se puede arreglar. Se debe a que la región se flexiona mientras que el parche no se queda parado. La burbuja significa el daño estructural del neumático, y es imposible repararlo.

A no ser que encuentres un repuesto, utilicemos un neumático de repuesto en su lugar. Como ya hemos dicho, toma todas las medidas preventivas que puedas. La prevención es más rentable y más fácil que la sustitución de los neumáticos.

Cuando tus neumáticos necesiten ser sustituidos, deben ser de 4 ruedas motrices. Y estos cuatro neumáticos deben tener la misma profundidad de dibujo.

Recomendaciones para neumático con bultos

No dudes en seguir conduciendo si tienes que hacerlo, pero asegúrate de tener en cuenta los siguientes factores:

  • Es muy recomendable que conduzcas con precaución, a una velocidad de 70 km/h y sin movimientos ni frenadas extremas. De lo contrario, esto puede provocar el reventón de los neumáticos.
  • Descarga tu coche, como hacer que tus pasajeros se desplacen de él a otros medios de transporte público.
  • Reduce el inflado de los neumáticos en un 10 – 15%.
  • Es necesario observar todo el estado de la calle durante la conducción para evitar chocar con baches y escombros.
Compártelo con tus amigos!

Deja un comentario