La mayoría de los apasionados del automovilismo preferirían modificar sus coches y hacer carreras en lugar de seguir la Fórmula 1. En comparación, los fans de los eSports están contentos con ver a los profesionales disfrutando de la adrenalina.

En Japón existe la llamada clase Super GT500, donde obligan a todos los competidores de una carrera tener vehículos de menos de 500 caballos. Es una gran carrera donde puedes ver a un GT-R tratando de sobrepasar a un viejo NSX y otros coches por el estilo.

Lexus tiene un espectacular coche llamado RC F que se ha quedado grabado en nuestra mente para siempre gracias a su hermosa pintura perla.

La mejor parte de las carreras de coches es poder acercarte a los vehículos y echarles un vistazo de cerca. Eso es lo que alguien hizo hace poco en el festival Motor Sport Japan 2016 en Odaiba, Tokio, que también grabó al coche de carreras RC F con su capó abierto.

La parte frontal revela un chasis tubular y un motor de carreras que parece como una tecnología alienígena. Hay unas enormes rejillas de ventilación por todos los lados, un tubo de escape que sale por la puerta y unos neumáticos Potenza. Todo el coche es una gran pieza de carbón y acero tubular.

También hemos encontrado un vídeo del mismo coche del 2015 mientras sigue en una pieza. Como puedes ver, es realmente bonito, pero llamarlo Lexus RC F es como llamar a la Mujer Maravilla una chica regular.

¡Compártelo en tus Redes!

Compartir